El Poder Judicial de Guerrero requiere un presupuesto de 950 mdp: López Celis

Logo IRZA

- Pero se conformarían con 800 millones

Fernando Polanco Ochoa/IRZA
El presidente del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), Alberto López Celis, desestimó los señalamientos políticos que hicieron abogados y miembros del Partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena) en contra del recién nombrado magistrado Paulino Jaimes Bernardino.

De la magistrada Norma Leticia Méndez Abarca, nombrada el 31 de octubre por el Congreso local en sustitución de la ex togada Lambertina Galeana Marín, López Celis aseguró que “es una jueza de carrera”.

Pero se reservó opinión sobre los señalamientos que integrantes del Colegio de Abogados de Chilpancingo y miembros de Morena hicieron en contra de Jaimes Bernardino, a quien acusaron de acceder al cargo por una “cuota política” del PRI, y quien fue nombrado en sustitución del ex magistrado presidente del TSJ, Robespierre Robles Hurtado.

Esto, al recordar que en 2014 fue destituido como magistrado del Tribunal Electoral del Estado y recientemente colaboraba como asesor de la diputada Flor Añorve Ocampo, presidenta de la Junta de Coordinación Política del Poder Legislativo.

“Son facultades del Ejecutivo (el nombramiento), tenemos que trabajar con la gente que llega y al final de cuentas el Tribunal Superior de Justicia tendrá que seguir (sic)”, manifestó el presidente del Poder Judicial en entrevista.

-Pero se trata de señalamientos políticos, ¿no les afecta? -se le insistió.

“Mientras sea facultad del Ejecutivo, el tema está en esa tesitura; nosotros como Tribunal debemos ajustarnos a lineamientos de las personas que lleguen a trabajar con nosotros”, esquivó López Celis, quien manifestó que la rotación del presidente del TSJ se realizará en noviembre del próximo año, por lo que la entrada de los dos nuevos magistrados no cambia la integración actual de ese Poder.

Requiere TSJ 950 mpd para operar en 2018
De acuerdo con el magistrado López Celis, el proyecto presupuestal del TSJ para el 2018 es de 950 millones de pesos, es 300 millones más de los que operaron en este año (650 millones).

Aunque reconoció que la situación del estado es difícil en materia financiera, “creemos que el Poder Judicial tiene tareas importantes en las que debe seguir creciendo”, y anticipó que en 2018 requieren mínimo 800 millones.

Porque tienen el compromiso de seguir robusteciendo el nuevo Sistema Penal Acusatorio, además de que en 2018 entrará en vigor la reforma mercantil y también deben crear juzgados de oralidad en materia laboral.

“En Guerrero hay 25 mil asuntos en materia laboral que nosotros vamos a observar, porque antes los tenían las juntas de Conciliación y Arbitraje, pero con la reforma laboral, son los poderes judiciales los que se encargarán de eso”, informó.

Agregó que también deben fortalecer el trabajo en materia civil y familiar, pues tan sólo en ese aspecto se ventilan diariamente de 6 a 10 asuntos, no únicamente divorcios, sino de guardia y custodia y convivencia con los hijos.

Comentarios