Planta González de la Vega a trabajadores de la CENEIMA

Logo IRZA

- Continúa el conflicto por la Dirección de esa Normal

Berenice Reyes/IRZA
El secretario de Educación en Guerrero (SEG), José Luis González de la Vega Otero, plantó a trabajadores de la Centenaria Normal del Estado Ignacio Manuel Altamirano (CENEIMA), al no asistir este martes a una reunión acordada la semana pasada durante un bloqueo a la Autopista del Sol, en esta ciudad.

Por su parte, la Escuela Normal Urbana Federal (ENUF), el Centro de Actualización del Magisterio (CAM) y la Universidad Pedagógica Nacional (UPN) externaron su apoyo a la CENEIMA por escrito, advirtiendo que podrían sumarse a un paro de labores indefinido.

Los trabajadores exigen la designación de Lucrecia Mondragón Sosa como directora de la institución, argumentando que se llevó a cabo un proceso de selección y la base decidió dar este triunfo a la profesora, en contra de la otra candidata Abigail Arcos Bello, a quien autoridades de Educación Media Superior y Superior otorgaron un nombramiento y la impusieron en el cargo.

Este martes, los trabajadores inconformes se trasladaron a las oficinas de la Contraloría Interna de la SEG, en donde sería la reunión, sin embargo al llegar al lugar el propio contralor Ramón Apreza Patrón les dijo desconocer algún la realización de un encuentro y el secretario de Educación nunca llegó a ese lugar.

Después de esperar un par de horas, los trabajadores normalistas fueron notificados vía telefónica por “un funcionario” de la SEG que la reunión se trasladaba para este miércoles por la mañana en algún lugar aún por definir.

Los trabajadores responsabilizan directamente al subsecretario de Educación Media Superior y Superior, Arturo Salgado Urióstegui, y al director de esa área, Edwin Morales Leguízamo del referido conflicto político en la CENEIMA.

Desde el pasado 31 de octubre mantienen un paro de labores indefinido dejando a 420 alumnos sin clases, en tanto, l lunes pasado la Normal Preescolar Adolfo Viguri se sumó al movimiento en apoyo a la CENEIMA.

Comentarios