En las vacaciones de este verano serán estrictas las medidas contra la COVID-19

– Preferentemente en Acapulco y otros destinos turísticos

Fernando Polanco Ochoa/IRZA
Chilpancingo, Gro.-
El gobierno de Guerrero presentó este jueves el programa “La hora de Acapulco”, el cual contempla medidas restrictivas y sanitarias para reducir el riesgo de brotes de contagios de COVID-19 durante el periodo vacacional de verano que inicia en esta semana.

“Van a ser 45 días de vacaciones, hay que incrementar la supervisión (porque) habrá turismo”, dijo este jueves el gobernador Héctor Astudillo Flores en conferencia de prensa en la residencia oficial Casa Guerrero.

Agregó que los prestadores de servicios turísticos, especialmente de Acapulco e Ixtapa- Zihuatanejo, esperan que haya movimiento económico.

“Por eso lanzamos el programa de la Hora de Acapulco que poco a poco se irá presentando paulatinamente, porque un programa de promoción requiere dinero y lo que menos hay en el estado es dinero; es un problema de todos los estados”, expuso.

Las medidas restrictivas
Ernesto Rodríguez Escalona, secretario de Turismo, presentó las medidas restrictivas y sanitarias que diseñó la Secretaría de Salud estatal ante la temporada vacacional de verano y en lineamiento al color verde del Semáforo Epidemiológico, medidas que se aplicarán preferentemente en destinos turísticos del estado.

Continuará, precisó, el 70 por ciento de ocupación, aforos y horarios para actividades esenciales y no esenciales.

Las disposiciones sanitarias, como el uso obligatorio de cubrebocas, gel antibacterial, sana distancia y lavado frecuente de manos en las actividades económicas, comerciales, recreativas y deportivas, seguirán vigentes.

Las celebraciones religiosas patronales “quedan prohibidas” y recomiendan “reducir la movilidad”, así como evitar aglomeraciones. Convocó a los guerrerenses a privilegiar la ventilación, “es muy importante que las personas lo entiendan y nos ayuden”.

“La ventilación es fundamental, la ventilación en espacios cerrados, oficinas, restaurantes, salones de clases y establecimientos que presten algún tipo de servicio público”, comentó el funcionario.

Rodríguez Escalona añadió que en los espacios cerrados deberá favorecerse la ventilación  de todas las áreas y que la distribución entre mesas, en el caso de restaurantes y bares, será por lo menos de tres metros entre una y otra.

Pero advirtió: “se prohíbe la instalación de servicios de barra libre, pistas de baile o cantabar, el modelo de canta bar queda prohibido”. Mientras que en lugares abiertos se “puede optar por la contratación de grupos musicales, siempre y cuando se les asigne un espacio fijo; en lugares cerrados queda prohibida la contratación de grupos musicales”.

Informó que se seguirán fortaleciendo las acciones de prevención, mitigación y contención del COVID-19 y que para la apertura de establecimientos es obligatorio contar con el aviso de funcionamiento emitido por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) y su similar de Guerrero, la Copriseg.

El secretario de Turismo precisó que todas estas medidas ya están contenidas en el Periódico Oficial del Gobierno del Estado, pero que se reforzarán en este periodo vacacional de verano. (www.agenciairza.com)

Qué opinas
error: ESTE CONTENIDO ESTA PROTEGIDO