Niegan financieras crédito al Ayuntamiento de Chilpancingo

-Toño Gaspar les solicitó entre 10 y 15 mdp

Fernando Polanco Ochoa/IRZA
Chilpancingo, Gro.-
El alcalde Antonio Gaspar Beltrán informó que le fue negada la petición crediticia que solicitó el miércoles a varias financieras radicadas en la Ciudad de México, a través de las cuales pretendía obtener entre 10 y 15 millones de pesos para pagar el aumento salarial y prima vacacional a los trabajadores del Ayuntamiento.

“Las fuentes de financiamiento está agotadas”, sintetizó en entrevista después de entregar la rehabilitación de la red de agua potable, drenaje sanitario y pavimentación de la calle Nardos, en la colonia Bugambilias, al norte de esta capital.

Refirió que el miércoles se reunió en la Ciudad de México con representantes de financieras para gestionar recursos, luego de que “nos habían dejado entrever la posibilidad, pero que al revisar los temas financieros (del Ayuntamiento) entienden que ya estamos por concluir la administración y nos fue negada esa posibilidad”.

“Las financieras ya no nos toman como sujetos de crédito, estamos esperando un milagro”, expresó el edil perredista, y añadió que tiene de plazo al 30 de agosto para resolver esas prestaciones a los trabajadores.

Agregó que los bancos “ya no prestan recursos”, como ocurrió el año pasado que, a través de Banco Azteca, gestionó 10 millones de pesos para pagar la prima vacacional y el incremento salarial.

De acuerdo con Gaspar Beltrán, el aumento salarial para los trabajadores fue del 3 por ciento como lo establece la ley, pero sigue pendiente por pagar el bono del Día del Padre, aunque enfatizó que su prioridad es resolver el aumento salarial y la prima vacacional.

Comentó que ya dialogaron con los trabajadores y les reiteraron que con marchas, manifestaciones y tomas de edificios no llegará más dinero al Ayuntamiento.

Informó que la administración municipal tiene una cartera vencida superior a los 300 millones de pesos por contribuyentes que no han pagado su impuesto predial.

En ese sentido, agregó: “en lugar de andarse manifestando (los trabajadores), ojalá pudiéramos hacer equipo e ir por esos recursos que están allí; unos no quieren pagar y otros no quieren cobrar, y es complicado el tema y estamos embotellados, pero algo tendrá que pasar”.

“No tienen conciencia (los trabajadores) de que con sus movimientos perjudican a la sociedad; la gente no tiene la culpa de la insuficiencia presupuestal y que el Ayuntamiento haya crecido de manera exorbitante, y que donde hubiera mil 500 trabajadores, encontramos 3 mil 700”, indicó. 

Asimismo dijo que “de eso no tiene la culpa la gente, creo que los que están en el Ayuntamiento trabajando deberían darle gracias a Dios, cuidar su trabajo y devengar su salario y, sobre todo, reconocer que el compromiso es con Chilpancingo”. (www.agenciairza.com)

Qué opinas
error: ESTE CONTENIDO ESTA PROTEGIDO