Normalistas protestan pacíficamente frente al Congreso por el asesinato de 2 de sus compañeros

– Esos homicidios ocurrieron hace 10 años en Chilpancingo

Chilpancingo, Gro.- Un centenar de normalistas de Ayotyinapa realizaron un mitin frente a las instalaciones del Congreso del Estado para exigir que se haga justicia y se castigue a los responsables de las agresiones y los asesinatos de dos de sus compañeros en hechos suscitados en el sexenio Ángel Aguirre Rivero.

Este viernes los normalistas viajaron desde Tixtla a esta capital a bordo de dos autobuses y una camioneta, que llegaron frente a la avenida Trébol Sur, frente a las instalaciones del Congreso del Estado, inmueble que fue reforzado con cortinas y barrotes de fierro ante el temor de que se realizará una protesta violenta.

Al interior y cerca de las instalaciones legislativas había personal de Protección Civil del estado, un camión de Bomberos, dos camionetas de esa institución, a la espera de que los normalistas provocaran algún incendio como ha ocurrido en otras ocasiones, lo cual no sucedió pues la protesta se realizó pacíficamente.

Ahí recordaron que el próximo domingo se cumplen 14 años de que el entonces gobernador Zeferino Torreblanca Galindo ordenó el desalojo violento del Congreso del Estado que habían tomado los normalistas de aquel entonces en demanda de un diálogo con quien era el secretario de Educación, José Luis González de la Vega Otero, actual secretario de Turismo en el gobierno de Evelyn Salgado Pineda.

Uno de los dirigentes que tomó la palabra en este mitin dijo que a 14 años de ese desalojo violento «quienes se han prestado a los intereses de los grupos de poder, siguen vigentes, como José Luis González de la Vega Otero, que es una persona non grata para el normalismo rural en Guerrero».

Informó que el 12 de diciembre próximo se cumplen 10 años del desalojo violento en la Autopista del Sol, a la altura del Parador del Marqués y donde murieron asesinados a tiros los estudiantes Gabriel Echeverría de Jesús y Alexis Herrera Pino: «a 10 años del crimen de nuestros compañeros no hay ni una persona en la cárcel que haya pagado por el asesinato  de los dos compañeros y menos que se haya deslindado responsabilidades contra el ex gobernador Ángel Aguirre Rivero; su procurador de Justicia, Alberto López Rosas y el secretario de Seguridad, Ramón Almonte Borja, que incluso quiere ser fiscal en este sexenio».

Denunció que los diputados locales y las autoridades estatales «esperaban que esta fuese una protesta violenta, no es así, no vamos a caer en ninguna provocación para que las autoridades justifiquen que somos unos vándalos, que somos unos terroristas; somos normalistas que buscamos estudiar y servirle a los niños de Guerrero».

Los normalistas quemaron en ese lugar un monigote que representaba al ex perredista Ramón Almonte Borja, de quien dijeron «los normalistas no olvidamos y no perdonamos a funcionarios como Almonte que tiene las manos manchadas con la sangre de los dos compañeros que fueron asesinados el 12 de diciembre del 2014».

Luego de esa manifestación frente al Congreso, que duró menos de una hora, los inconformes se subieron a los dos autobuses y a la camioneta en la que viajaron, para retirarse hacia las instalaciones de la normal rural de Ayotzinapa que se encuentran en Tixtla. (www.agenciairza.com)

Qué opinas
error: ESTE CONTENIDO ESTA PROTEGIDO