Padres de los 43 normalistas insisten en que militares participaron en su desaparición

Chilpancingo, Gro.- Madres y padres de los 43 normalistas desaparecidos en Iguala hace más de seis años, aseveraron que no se van a callar y van a seguir señalando a elementos del Ejército como parte de una confabulación de autoridades de los tres niveles de gobierno y el grupo criminal Guerreros Unidos para cometer ese grave hecho de desaparición masiva forzada de personas.

Y aseveraron que estarán analizando los pasos a seguir en sus próximas actividades, luego que consideran que la Fiscalía General de la República (FGR), con el aval del gobierno de Andrés Manuel López Obrador «exoneraron» al ex secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos Zepeda, a quien consideran es pieza clave en el esclarecimiento de la desaparición de sus hijos.

El general Cienfuegos Zepeda fue detenido por efectivos de la agencia norteamericana DEA (Administración para el Control de Drogas), el 15 de octubre del año pasado en Los Ángeles, California, por presuntos vínculos del militar con el tráfico de estupefacientes hacia ese país.

Pero las autoridades estadounidenses perdonaron al ex jefe militar, lo enviaron a México para que fuera sometido a la justicia de nuestro país y al final de cuentas la Fiscalía General de la República concluyó que no había delito qué perseguir en contra de este general.

Cienfuegos nunca ha comparecido ante el Ministerio Público para hablar del tema de los 43 normalistas desaparecidos.

Sin embargo, Cristina Bautista, madre de uno de los normalistas desaparecidos, dijo este miércoles en el programa de radio del Centro de Derechos Humanos de la Montaña «Tlachinollan», que se transmite a través de la estación XEZV «La Voz de la Montaña», que Cienfuegos debe ser investigado por su presunta responsabilidad en la desaparición de los 43.

«Tenemos fe y esperanza de volverlos a abrazar. Nosotros como madres y padres hemos señalado que el Ejército estuvo en diferentes lugares donde atacaron a los normalistas».

Recordó que en el anterior sexenio la PGR no permitió que el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) entrevistara a elementos del Ejército que tuvieron participación activa la noche del 26 de septiembre del 2014: «desde ahí vimos que hubo obstáculos a las indagatorias, el Ejército todo tapó, la PGR los defendió para construir su mentira histórica».

Cristina Bautista subrayó que las madres y padres de los normalistas desaparecidos, «seguimos señalando al Ejército porque tuvieron mucho que ver. Los sobrevivientes tienen testimonios de su actuación irregular, por eso exigimos que sean investigados a fondo esos soldados que estuvieron esa noche operando».

Recordó que el Ejército fue quien estaba en el control del Centro de Control de Seguridad de Iguala la noche de la desaparición de sus hijos y en especial el capitán José Martínez Crespo (ya detenido por la FGR) «operó desde ahí esa noche, debemos llegar a la verdad y saber qué pasó la noche del 26 de septiembre».

Bautista sostuvo que las madres y padres, «no podemos olvidar a nuestros hijos que llevamos en nuestro vientre, a los que cuidamos, educamos, como madres es una etapa difícil. Exigimos al gobierno que presente con vida a nuestros hijos.

Se quejó de que en la anterior administración y en este sexenio, «no quieren investigar al Ejército y recordamos que quien estuvo al mando durante la desaparición de nuestros hijos, era Salvador Cienfuegos, quien no permitió interrogar a los soldados y ahora el gobierno lo está defendiendo, queremos que se profundicen las investigaciones y saber qué pasó».

Señaló que la FGR debe «profundizar las investigaciones. La exoneración de Salvador Cienfuegos para nosotros es una mala señal, no quieren tocar al Ejército para saber la verdad, esa es nuestra exigencia, estamos muy enojados porque no nos hacen caso».

Por ello adelantó que las madres y padres, «tendremos que hablar y determinar qué vamos a hacer, no podemos dejar las cosas al olvido, deben ser investigados los elementos del Ejército, Salvador Cienfuegos debe ser investigado para que diga dónde dejaron a nuestros hijos”.

Agregó que «de manera coordinada autoridades y el crimen organizado desaparecieron a nuestros hijos, el ex gobernador, Ángel Aguirre Rivero; el ex presidente, Enrique Peña Nieto; el ex alcalde de Iguala, José Luis Abarca Velázquez, todos tuvieron conocimiento de lo que sucedió. Fue el Estado quien desapareció a nuestros hijos y se en cubrieron entre todos y en particular al Ejército que siempre ha sido impune a sus actos ilícitos, pero seguiremos en la lucha por el amor a nuestros hijos, no nos rendimos, no nos callamos, seguiremos señalando al Ejército, que tienen información vital para saber la verdad sobre esta desaparición de nuestros hijos». (www.agenciairza.com)

Qué opinas
error: ESTE CONTENIDO ESTA PROTEGIDO