Señala el gobernador HAF que ante los incidentes del proceso electoral debe ser “muy cuidadoso”

Fernando Polanco Ochoa/IRZA
Chilpancingo, Gro.-
El gobernador Héctor Astudillo Flores aseguró que en este momento no tomará “ninguna medida” respecto a los llamados que realiza el excandidato de Morena a la gubernatura, Félix Salgado Macedonio, a suspender los comicios del próximo 6 de junio si el Instituto Nacional Electoral (INE) no le restituye la postulación.

“En todas las elecciones se hacen comentarios en torno a las circunstancias que rodean a cada uno de los candidatos. (…) debo ser muy cuidadoso en no hacer comentarios que no tengo yo que hacer. Yo en este caso, prefiero no haber ningún comentario”, dijo.

La mañana del domingo 11 de abril, en Iguala, Salgado Macedonio advirtió: “si dicen que no vamos, nada más por sus puros, puros (¿?), si no vamos, no hay elección en Guerrero y tope en lo que tope. Es acuerdo del pueblo de Guerrero, no habrá elecciones en Guerrero. Parejo, es parejo”.

Al respecto el gobernador resaltó que en Guerrero hay gobernabilidad, pero también comicios, cuyo proceso tiene características muy particulares, “son las elecciones y entiendo perfectamente de las cosas que pasan en las elecciones. Las elecciones tienen un marco de referencia, tienen un desarrollo normal y hay autoridades que regulan las cosas de las elecciones”.

-Pero está empañado el proceso electoral. ¿Hay condiciones de gobernabilidad en el estado? – le preguntaron.

– “Pues obsérvenlas ustedes. A ver, una cosa es la elección y otra cosa es la gobernabilidad del estado. Díganme ustedes ¿Cuál es el problema de la gobernabilidad? Yo sé los pregunto a ustedes. ¿Alguien tuvo problemas para llegar aquí? Ninguno. ¿Alguien tuvo algún problema para llegar en carretera de Acapulco? ¿Alguien tuvo algún problema para llegar ayer a la Ciudad de México? ¿Alguien tuvo un problema de ustedes aquí en Chilpancingo ayer? Hay gobernabilidad y hay una elección, son dos cosas diferentes”.

Sobre el riesgo de que la gobernabilidad se ponga en riesgo ante los llamados del excandidato morenista, lo que implicaría tomar otras acciones, el gobernador atajó: “cuando se tengan que tomar se tomarán, en este momento no tengo que tomar absolutamente ninguna medida”.

“Yo veo el estado normal, con los conflictos normales, porque el estado de Guerrero también tiene sus particularidades. Hay que recordar al clásico: que (Guerrero) no es Disneylandia”.

No obstante, también informó este lunes que su administración coadyuvará en todo lo que sea necesario, incluida la seguridad, para que las elecciones del próximo 6 de junio “lleguen a buen fin”.

Durante el homenaje de izamiento a la bandera en la sede del Poder Ejecutivo, al sur de esta capital, opinó que las elecciones en Guerrero normalmente presentan dificultades y recordó que cuando él fue candidato a gobernador en 2015 había sugerencias y advertencias de suspender los comicios por la crisis política y social que generó el ataque armado contra estudiantes de la Normal Rural “Raúl Isidro Burgos”, en Iguala, las cuales finalmente se realizaron con normalidad.

“Lo que el gobierno del estado tiene que hacer es coadyuvar, igual que el gobierno federal, para proporcionar todo lo que sea necesario, incluida la seguridad, para que las elecciones lleguen a buen fin”, destacó en su intervención.

Aclaró que su gobierno será colaborador y no parte de las elecciones. En ese sentido llamó a los actores políticos, candidatos, partidos políticos, autoridades electorales a que “seamos respetuosos de la ley”. (www.agenciairza.com)

Qué opinas
error: ESTE CONTENIDO ESTA PROTEGIDO