Viven un suplicio los adultos mayores para ser vacunados contra el COVID-19

Chilpancingo, Gro.- Un verdadero suplicio viven los adultos mayores para recibir la primera de dos dosis de la vacunas antiCOVID-19 de Pfizer-BioNTech, en los 14 módulos que fueron instalados en este municipio por el gobierno federal.

La prioridad, según informaron los servidores de la nación del gobierno de Andrés Manuel López Obrador, la tienen quienes recibieron una llamada por teléfono y fueron citados con base al padrón federal de la pensión para este el sector más vulnerable de la población y, si “sobran” dosis de las 22 mil 720 que llegaron en esta remesa para la zona Centro de la entidad, las aplican a quienes solicitan una ficha después de realizar una fila por horas, aunque no a todos se las dan.

Algunos adultos mayores llegan en silla de ruedas, con andadera, bastón y en otros casos acuden sus hijos u otros familiares a hacer la fila para pedir una ficha, pues no todos forman parte del padrón federal de apoyos y no recibieron la llamada telefónica, a pesar de que se registraron en la página de internet mivacuna.salud.gob.mx.

En Chilpancingo, la aplicación de la primera dosis de la vacuna antiCOVID-19 inició el lunes y culminará el jueves, según informaron servidores de la nación.

Son varias horas de espera, aglomeraciones, bajo el sol y calor inclemente, sin desayunar y con todo un desorden, es lo que además de sus años, tienen que soportar los adultos mayores que con esperanza aguantan para recibir la dosis.

Como el caso de Doña Adelisa, de 92 años, que nos contó que por medio de una llamada telefónica le dieron la cita para acudir a las 9:00 de la mañana de este martes al módulo de vacunación instalado en la Escuela Secundaria Federal Antonio I. Delgado (ESFAID), a un costado de la Alameda Francisco Granados Maldonado.

A pesar de la cita y que llegó desde antes de las 9:00 de la mañana para estar puntual, apoyada por una de sus hijas y un nieto, tuvo que esperar por horas.

Doña Adelisa padece de hipertensión y las muchedumbres le provocan pánico; por su avanzada edad siente que podría perderse y no regresar a su casa. Nos contó que pasó muchos momentos de estrés y sin comer, debido a que sus alimentos debe consumirlos con base a lo que tiene sugerido por el médico geriatra y en su domicilio, evitando los de la calle.

A las 11:30 de la mañana, entre un tumulto de personas en la calle Abasolo, le dieron la entrada a la cancha de basquetbol de la ESFAID, pero antes que ella había unos cien adultos mayores sentados y esperando su turno.

Luego de entregar sus documentos y ya que fueron validados, a la 1:00 de la tarde le aplicaron la primera dosis de la vacuna antiCOVID-19, posteriormente la ingresaron a una especie de aula donde fue monitoreada por médicos y media hora después, al no registrar ninguna reacción al a vacuna, a la 1:30 de la tarde le dieron su salida para que regresara a su casa.

Ahora doña Adelisa esperará 21 días para que le apliquen la segunda dosis. Antes que estar atenta a otra llamada por teléfono para que le den su “cita”.

La vacuna Pfizer-BioNTech que están aplicando a los adultos mayores, igual que la que emplearon en el personal de Salud, consta de dos dosis que se administra con 21 días de diferencia en el músculo de la parte superior del brazo.

La vacuna de Pfizer-BioNTech está elaborada con base al ARN, la llamada molécula de la vida, la que si no existiera, tampoco habría vida en la tierra.

La bioquímica húngara Katalin Kariko, la llamada madre de la vacuna contra el COVID-19, fue quien descubrió el ARN mensajero.

En una extensa información que publicó el periódico El País sobre Katalin Kariko, señala que la bioquímica entiende que las personas tengan dudas sobre la vacuna contra el COVID-19, pero explica que “el ARN mensajero que usamos tiene la misma composición que el que fabricas tú mismo, en tus propias células. Es algo completamente natural y se hace a partir de nucleótidos de plantas. No hay nada extra desconocido y no se usan células de ningún animal, ni bacterias, nada”.

Asegura que “la vacuna protege apenas 10 días después de la primera dosis, cuando la protección es del 88,9%. Con la segunda dosis aumenta al 95%. Hay algo muy importante. Hemos sacado sangre a los vacunados en los ensayos clínicos y hemos creado réplicas de todas las variantes del coronavirus que hay por el mundo. La sangre de estos pacientes, que contiene anticuerpos, ha sido capaz de neutralizar 20 variantes mutadas del virus”.

En Chilpancingo, además del módulo instalado en la ESFAID, existen otros 13 ubicados en el hospital general Raymundo Abarca Alarcón; la Unidad Deportiva Galeana; en la canchas de futbol de la colonia Galeana; en el ex palenque de la Feria; en la Escuela Secundaria Galo Soberón y Parra; en el Tecnológico de Chilpancingo; en el mercado y canchas de la colonia del PRI; en el Centro de Salud de la colonia Bella Vista; en la Escuela Secundaria Raymundo Abarca Alarcón; en la escuela general Emiliano Zapata de Petaquillas; en la comunidad de Mazatlán; en el Centro de Salud de El Ocotito; en el Centro de Salud de Buenavista.

Los horarios de atención son de las 8:00 de la mañana a las 8:00 de la noche en algunos casos, debido a que se ha documentado que en algunos módulos dejan de vacunar a las 6:00 de la tarde, debido a que argumentan que las enfermeras “se cansan”. (www.agenciairza.com)

Qué opinas
error: ESTE CONTENIDO ESTA PROTEGIDO