“Ingobernabilidad y vacío de poder en Tlalixtaquilla”, acusa el síndico

– La alcaldesa Raquel García tiene en contra a toda la Comuna

– Piden la intervención de la gobernadora Evelyn Salgado

Fernando Polanco Ochoa/IRZA
Chilpancingo, Gro.-
En el municipio de Tlalixtaquilla, región Montaña, se gesta un nuevo conflicto político entre la alcaldesa morenista, Raquel García Ortuño, y los demás integrantes de ese Ayuntamiento: 6 regidores y un síndico.

De acuerdo con el síndico procurador, el también morenista Joel Ángel Romero, se advierten “visos de ingobernabilidad, vacío de Poder y parálisis administrativa-operativa” por la cerrazón de García Ortuño.

En entrevista telefónica con Agencia de Noticias IRZA, informó que de manera unilateral y sin la aprobación del Cabildo, la alcaldesa ya designó a varios funcionarios, entre ellos al director de Seguridad Pública, a quien no identificó.

“Ha entregado nombramientos de las Direcciones más importantes, como Seguridad, Tesorería, Obras Públicas. Las sesiones de Cabildo no se han podido realizar. En Tlalixtaquilla tenemos vacío de poder”.

Romero señaló que el director de Seguridad Pública enfrenta fuertes acusaciones por “violador”, sobre todo en redes sociales, cuya designación carece del aval del Cabildo, requisito indispensable para desempeñar esas funciones.

“El otro nombramiento es el de la Tesorería que ya manejaron recursos y que no (la designación) está aprobada. Nos preocupa que se estén haciendo en la ilegalidad movimientos bancarios”, expuso.

Ángel Romero refirió que las únicas actas de Cabildo firmadas son la de la toma de protesta del pasado 30 de septiembre y de la distribución de las comisiones edilicias, las cuales han sido desconocidas por la alcaldesa.

En ese sentido el síndico de Tlalixtaquilla y los seis regidores giraron un oficio a la gobernadora Evelyn Salgado Pineda, así como al Congreso local, para que intervengan y ayuden a resolver el conflicto.

“La alcaldesa está generando bastantes problemas y graves para el municipio, eso es preocupante. El municipio está detenido”, insistió y refirió que el jueves 28 de octubre intentaron sesionar, pero colaboradores y funcionarios cercanos a la alcaldesa lo impidieron con violencia, “por eso tuvimos que retirarnos”.

Por esa razón no descartó presentar una denuncia formal de juicio político ante el Congreso local, para evitar que el municipio de Tlalixtaquilla caiga en actos de ingobernabilidad y autoritarismo. (www.agenciairza.com)

Qué opinas
error: ESTE CONTENIDO ESTA PROTEGIDO