Iván Hernández, delegado del gobierno federal se niega a dialogar a campesinos

Chilpancingo, Gro.- Agremiados a la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA), se manifestaron en las oficinas de la Secretaría del Bienestar, en esta ciudad capital, en demanda de que el gobierno federal cumpla con su promesa de comprar, a través del organismo Seguridad Alimentaria Mexicana (Segalmex) la producción de maíz a campesinos de Guerrero, que es calculada en miles de toneladas.

Los productores del campo arribaron a las oficinas del Bienestar, ubicadas en la calle 3 de la colonia Burócratas, poco antes de las 12:00 horas. Exigieron hablar con el delegado del gobierno federal en el estado, Iván Hernández Díaz, quien hasta poco más de las 14:00 horas no los recibía.

Los campesinos, que provenían de los municipios de Tepecoacuilco, Iguala, Pilcaya y Acapulco, se quejan de que desde hace dos meses no les depositan apoyos federales en sus tarjetas del Bienestar.

Los manifestantes llegaron a las citadas oficinas a bordo de camionetas y tractores agrícolas.

Ahí denunciaron que desde hace diez días están demandando una audiencia con el delegado del gobierno federal, Iván Hernández Díaz, y que no ha habido respuesta a su petición, por ello decidieron venir a protestar este martes a esta capital.

Explicaron que están demandando que les entreguen los apoyos para el bienestar porque ahora mismo sus familias están en crisis económica.

Demandan que Segalmex les informe cuándo les va a comprar sus cosechas porque “con el paso de las semanas se está devaluando el precio de su producto: «el precio por kilo de maíz estaba en 5 pesos, luego a 4 pesos con 80 centavos, pero corremos el riesgo que baje hasta 3 pesos el kilo y eso afecta a más de 380 mil productores de la entidad”.

El dirigente de la UNTA, Marco Antonio Reyes Campos, aseguró que Segalmex, inexplicablemente se niega a comprarles la cosecha de aproximadamente 900 mil toneladas de maíz.

Agregó que hasta la fecha Segalmex no ha querido establecer una fecha de adquisición del maíz a los campesinos de Guerrero. Afirmó que hay actos de corrupción en esa instancia federal en donde «todavía tienen almacenado maíz de la cosecha del año pasado y eso es criminal».

Después de las 2 de la tarde como no fueron recibidos por el delegado de Bienestar, Iván Hernández Díaz, los productores irrumpieron en las oficinas de la citada Dependencia federal y ahí tiraron maíz en el piso.

Luego se retiraron, pero con la advertencia de que si no hay respuesta satisfactoria del gobierno federal “vamos a bloquear la Autopista del Sol”. (www.egenciairza.com)

Qué opinas
error: ESTE CONTENIDO ESTA PROTEGIDO